SIR ALF RAMSEY

El pasado 30 de abril falleci√≥ a la edad de 79 a√Īos en Inglaterra uno de los personajes m√°s importantes y sobresalientes del futbol ingl√©s y mundial en toda la historia: Sir Alf Ramsey entrenador de la selecci√≥n de la Rosa campeona del mundo en 1966 dej√≥ una huella imborrable para los amantes del futbol, por su estilo, rudeza y pasi√≥n de vivir y sentir el balompi√© al que tanto le dio y del que recibi√≥ muchas satisfacciones.

Nacido en el pueblo de Dagenham el 22 de enero de 1920, Ramsey empezó su carrera futbolística en la época de la Segunda Guerra Mundial y aunque su nombre se asocia con los directores técnicos, fue un gran centro delantero que disputó 316 partidos de liga y defendió la casaca nacional de Inglaterra en 32 oportunidades incluyendo los encuentros en el mundial de 1950 donde fueron humillados por Estados Unidos, en Belo Horizonte en lo que es considerada como "La sorpresa más grande del siglo".

Con el Tottenham Hotspur consigui√≥ el t√≠tulo de liga en 1951 jugando ya como defensa izquierdo y se retir√≥ de la actividad profesional cuatro a√Īos despu√©s.

Hasta ah√≠ la carrera de Ramsey hab√≠a sido discreta pero fue entonces cuando se encumbr√≥ a la fama al llevar al modesto equipo del Ipswich Town en tres a√Īos consecutivos desde la tercera hasta la primera divisi√≥n, obteniendo la corona de liga en 1962.


Este éxito y lo estricto de su método que le valió el apodo de "general" supuso su nombramiento como máximo responsable de la selección inglesa en 1963 para suplir al siempre educado pero ineficiente Walter Winterbottom.

Su tarea era comprometida dado que ten√≠a que preparar en tres a√Īos a un equipo con garant√≠as suficientes para ganar el mundial. Ramsey representaba un cambio de mentalidad en la direcci√≥n del cuadro ingl√©s.

Su experiencia como jugador y observador en los mundiales de 1950 a 1962 le llevó a la conclusión de que el futbol de su país estaba muy atrasado con respecto al sudamericano.

El decía que no se podía conducir un conjunto profesional con métodos amateurs y que una comisión integrada por viejos dirigentes del futbol inglés era incapaz de escoger a los hombres idóneos para formar la selección; sin duda un golpe de revés sobre los federativos que pecaban de tradicionalistas y conservadores.

En su proceso de trabajo él escogió a los hombres ideales, con temperamento parecido a su persona para la meta final: ganar el mundial de 1966 ó como Ramsey decía "su mundial".

El "general" preparó a sus pupilos para el futbol-fuerza y la condición atlética permitió que el cuadro inglés utilizara las once piezas atacando y defendiendo al mismo tiempo, sin identificar posiciones.

Fueron los comienzos del futbol moderno, algo innovador para su época que rompía de tajo con los esquemas tradicionales.

Para su logro en el mundial, donde conquist√≥ el t√≠tulo, se vali√≥ de jugadores que pasar√≠an a la historia de los inmortales del futbol, por citar algunos: Bobby Moore, Bobby Charlton, Nobby Stiles, Gordon Banks, Geoffrey Hurst entre otros que tambi√©n lo acompa√Īaron en la defensa del t√≠tulo cuatro a√Īos m√°s tarde en M√©xico 70, donde los alemanes cobraron venganza de la derrota sufrida en la final de 1966, venciendo al equipo de la Rosa en trepidante encuentro celebrado en el Estadio Nou Camp de la ciudad de Le√≥n por tres goles a dos en la fase de Cuartos de Final.

Ya con el t√≠tulo de "sir" que le hab√≠a otorgado el Imperio Brit√°nico, sus modales y trato hacia la prensa y jugadores se dulcificaron y su carrera empez√≥ en declive llegando a su punto m√°ximo en 1973 cuando en el mism√≠simo Wembley, la catedral del futbol donde siete a√Īos antes hab√≠a alzado frente a la reina el trofeo Jules Rimet, fue eliminado del Mundial de Alemania por la sorprendente selecci√≥n de Polonia.

Ramsey fue condenado por los medios como responsable de semejante humillaci√≥n, sin embargo hay que aclarar que nunca volvi√≥ a tener una generaci√≥n tan talentosa como la de a√Īos atr√°s.

Sólo hay que destacar que los mejores jugadores británicos de esa época eran el irlandés George Best y el escocés Dennis Law.

Su récord de 17 derrotas en 113 juegos y su aportación en la estrategia del juego y en la dirección técnica lo convierten en un héroe mundialista del Siglo XX.

 
   
 

© 1995 - 2005 Mundosoccer, Inc. Todos los Derechos Reservados
 
Futbol Alem√°n Futbol M√©xico 1era. A Futbol Holandés Futbol Italiano Futbol Inglés Futbol Español Futbol Alemán Futbol Portugués Futbol Mexicano
22.4.2008
 
México
 
 
Torneos de Liga
 
Torneos de Clubes
 
 
Torneos de Selecciones
 
 
 
 
 
Editorial
Entrevistas
Reportajes
Columnas
Programación TV
¿ Sabías Qué ?
Progol 2006
Copas del Mundo
Héroes     Mundialistas
 
Publicidad | Staff | Entretenimiento | Chat