EL ARQUERO, VILLANO Y HEROE, OSCAR PEREZ

Por: Francisco Angeles, mundosoccer.com

Sin duda alguna, la posición más ingrata del futbol es la del arquero, es aquella que te puede convertir en héroe o en villano, es el arquero el jugador que no es reconocido, que en algunas ocasiones no juega y otras se llena de trabajo.

Oscar Pérez, arquero de toda la vida en la Máquina Cementera de la Cruz Azul, habló con mundosoccer.com, en entrevista exclusiva de las bajas y altas de la posición, de su carrera y de los sueños de un jugador que vive su tiempo.

Oscar fue como todos, un pequeño niño que buscaba disfrutar del deporte, "mis ganas de jugar surgieron cuando yo tenía como ocho años, estaba yo chico y desde entonces yo desee jugar y afortunadamente se me dieron las cosas y ahora estoy aquí".

La posición del arquero es muy ingrata, a pesar de eso el "conejo", siempre quiso estar bajo los tres palos, "me gustó desde que llegué, me gustaba la idea de defender la portería, me gustaba estar ahí, observar el juego y enfrentar el balón en las jugadas difíciles".

El que más alto brincaba en los entrenamientos, aquel que por esa habilidad fue nombrado "conejo", busca un equilibrio, como el que tiene entre su estatura y su gran agilidad bajo el arco, uno entre las veces del triunfo y las veces de la derrota.

"Debes tener una mentalidad muy fuerte, es muy cierto que la posición de arquero es una posición donde se puede llegar casi a la perfección, tienes que jugar casi a la perfección, no puedes cometer errores, porque si cometes un error es gol".

"Yo creo que debes mantener un equilibrio entre las dos cosas, cuando haces bien las cosas y te sale todo bien, no debes pensar que ya eres algo más, debes mantener un equilibrio e igual cuando cometes un error no te debes sentir el más malo porque no lo eres, todos somos humanos y nos podemos equivocar, debes mantener ese equilibrio".

Existe en el ser humano, un equilibrio que debe mantenerse y es el de la vida personal, Oscar Pérez es el individuo que fuera y dentro de la cancha lucha por ser el mismo y mantener una actitud uniforme con su personalidad.

"Trato de ser una persona sencilla, una buena persona, trato cada día de crecer como persona y creo que hasta ahora me he rodeado de gente que me ayuda, que me da consejos y que ha sido importante para mí, para seguir manteniéndome bien firme en la tierra".

Las ambiciones son el motor que mueve al hombre a seguir adelante, cuando se convierte en villano, a buscar resarcir el error y cuando se convierte en héroe a buscar mejorar la actuación, Oscar Pérez es de los que no se conforman y buscan desaparecer la ignominia.

"Aun falta, tengo mucho por hacer, siento que puedo dar más, he vivido cosas muy bonitas que nunca se me van a olvidar, pero quiero ser más ambicioso en el buen sentido de la palabra, no me quiero conformar con eso y quiero ser mejor".

Todos en la vida tenemos sueños, algunos hombres los realizan, otros se quedan con la ilusión de haber podido realizarlos, pero a veces, es interesante saber que se siente realizar un sueño, vivirlo y luchar por conservarlo.

¿Qué se siente ser seleccionado nacional?.

"Es un sueño, es un... como te podría decir, es un premio al trabajo que tú has desempeñado durante mucho tiempo y bueno, la verdad yo nunca tuve la oportunidad de pertenecer a una selección juvenil, sub 17 y sub 23 nunca tuve la oportunidad y ahora que estoy acá, se me está dando la oportunidad y la verdad estoy muy contento, es un sueño de todo futbolista y voy a tratar de aprovecharla a muerte".

El trabajo constante lleva al hombre a encontrar un destino formado, Oscar Pérez espera un futuro lleno de trabajo, gracias a esfuerzo y a dedicación.

"Yo me veo a futuro trabajando de la misma manera, siendo el mismo siempre, trabajando para mejorar, para ayudar al equipo en el que esté, y siempre voy a mejorar por ser el primero, por ser el número uno".

El futuro lejano pinta para el ser humano como un fantasma que no se puede ver, pero para un futbolista es claro que el retiro es obligado al pasar los treinta años, para Oscar "el conejo" Pérez, la ilusión no terminaría.

"No sé, son situaciones que ahorita no podría decir con exactitud, creo que sí me gustaría seguir en el medio, enseñando todo lo que ya aprendí a los jóvenes, a los muchachos que vienen de abajo y tratar de ayudarlos a mejorar".

Finalmente, finalizó con el deseo que tiene todo futbolista, no la envidia, no lo personal, sino compartiendo con su granito de arena, la responsabilidad de hacer de nuestro futbol uno de los mejores.

"Que siga creciendo como hasta hoy y, porqué no, pensar en llegar a ser campeones del mundo".

 

 
   
 

© 1995 - 2005 Mundosoccer, Inc. Todos los Derechos Reservados
 
Futbol Alemán Futbol México 1era. A Futbol Holandés Futbol Italiano Futbol Inglés Futbol Español Futbol Alemán Futbol Portugués Futbol Mexicano
30.6.2007
 
México
 
 
Torneos de Liga
 
Torneos de Clubes
 
 
Torneos de Selecciones
 
 
 
 
 
Editorial
Entrevistas
Reportajes
Columnas
Programación TV
¿ Sabías Qué ?
Progol 2006
Copas del Mundo
Héroes     Mundialistas
 
Publicidad | Staff | Entretenimiento | Chat