ANALISIS DE LA FECHA 16

Por: Alejandro Mayorga

Cuando faltan sólo tres fechas para que concluya la fase regular del Torneo Clausura 2003 (9 puntos en disputa para cada equipo), aun no hay nada definido.

Matemáticamente, ningún club ha asegurado su calificación en la liguilla, lo mismo sucede con la etapa de reclasificación en donde hay muchos conjuntos que todavía aspiran a conseguir un sitio y en la zona del descenso no se diga, la lucha por no bajar de categoría está más candente que nunca.

La fecha 16 fue una de esas jornadas raras en donde se presentaron resultados muy engañosos, propiciados por circunstancias puras del futbol y por circunstancias particulares de quienes están en la cancha.

Ló unico que si podemos decir que no fue sorpresa fue la demostración de poderío de Santos Laguna. Después de su exhibición ante los Pumas, que le dio nuevamente el liderato general, queda más que probado que lo sucedido en Morelia hace una semana fue un accidente del futbol.

La goleada que se llevaron de los Monarcas fue atípica de un cuadro que tiene excelente plantel, muy buena banca y muy buena dirección técnica.

El contundente y despiadado 4-1 sobre los Pumas demostró una vez más porque Santos ya no es un equipo chico, es una realidad hecha y derecha que de nueva cuenta buscará meterse en la pelea por el título. Los Guerreros van por su séptima liguilla consecutiva, y todo en base a un plan de trabajo acertado por parte de la directiva desde hace varios años.

Pocos jugadores cambian, las contrataciones por lo general rinden frutos y la prueba está en que el cuadro santista otra vez es firme candidato para alzarse con el título de liga.

Pumas por su parte. vivió una semna para el olvido. La derrota ante Cobreloa los puso casi fuera del torneo continental; el descalabro en la Comarca los tiene con un pié fuera de la liguilla.

A pesar de que Santos no fue amplio dominador durante todo el partido, supo aprovechar los momentos de descontrol y las fallas garrafales en zona defensiva de los universitarios para liquidar el encuentro. Mucho tuvo que ver el autogol de Israel Castro para definir el rumbo del cotejo.

Y eso que Santos no jugó con su hombre más importante de la media cancha, Carlos Cariño, suspendido por la Comisión Disciplinaria. Sin embargo, Luis Fernando Tena acomodó muy bien a su escuadra y la ausencia del mediocampista ni se notó.

La victoria le dio a los Guerreros el primer puesto del Grupo 4 con 30 puntos y la cima general. Pumas en cambio, está en el limbo y con 19 puntos en el Grupo 2 peligra bastante su pase a la reclasificación.

Lo que si fue anormal en esta jornada fueron las situaciones que se presentaron en cuatro partidos que no debieron de haber concluido como terminaron.

El 4-0 de Cruz Azul sobre Puebla tiene muchas contradciones. Si bien los Cementeros fueron contundentes frente al marco y aprovecharon a la perfección las desatenciones de la zaga poblana, los Camoteros no jugaron tan mal para llevarse cuatro goles.

En el primer tiempo Pueblale jugó de tu a tu al Cruz Azul, buscó con la misma insistencia que los locales el marco rival, pisó muchas veces lo profundo de la cancha y por momentos tuvo más tiempo el balón. Sin embargo, fallas al momento del último disparo y yerros defensivos propiciaron un 3-0 del que ya nunca se pudieron levantar.

En la parte complementaria, los poblanos cedieron toda la iniciativa a los celstes, entregaron el partido y sólo recibieron un gol. De hecho, cuando más mal jugaban tuvieron un penal a favor que Roberto Trotta se encargó de fallar para dejar el definitivo 4-0.

La victoria dejó al cuadro de Enrique Meza con 20 puntos en el Grupo 3 y grandes posibilidades de llegar a la repesca o rebasar al Necaxa en la búsqueda del subliderato del sector.

Puebla en cambio, no aprovechó el empate de Colibríes y la derrota de Chiapas y se quedó a sólo tres puntos de estos equipos en la tabla porcentual. Su próximo juego ante Tecos es la oportunidad para salvarse definitivamente en esta campaña.

Lo acontecido en San Luis tuvo como a su personaje más importante a José Luis Camargo, árbitro central del encuentro. Un pésimo trabajo del nazareno influyó mucho en la derrota de 3-0 de los Tuneros que motivó que estos cayeran al cuarto lugar del grupo y que Veracruz haya consolidado su salvación, además de meterse de nueva cuenta en la pelea por la calificación.

La expulsión rigorista de José Enrique García con el 1-0 en contra descompuso todo el esquema de Juan Antonio Luna. Después llegó el "clavado" de Luis Hernández y un segundo penal para la causa jarocha que puso el partido 2-0. El último gol fue producto de la desesperación del San Luis por acortar la distancia y llegó por un contragolpe muy bien fabricado por los escualos.

Así, a pesar de tener una de las mejores aficiones del país, el Alfonso Lastras vio con impotencia como el cuerpo arbitral acuchilló a su equipo que quedó en situación complicada para buscar un boleto para la liguilla. Claro que la poca productividad a nivel local ha sido el factor de que San Luis no tenga más puntos de los que su futbol de prpuesta pueda merecer.

Y para Rafael Herrerías y su Veracruz, sin duda esta es una temporada de ensueño que debe de ser capitalizada con el pase a la liguilla. 27 unidades parecen ser suficientes para llegar a la Fiesta Grande pero si por algo esto no sucede, por lo menos el puerto jarocho tendrá futbol de Primera División una temporada más.

En Pachuca, no perdieron los Tuzos ni ganaron los Diablos. El verdadero vencedor fue José Saturnino Cardozo, que con su gol 16 del torneo salvó al Toluca de una de sus peores exhibiciones en años y lo metió de nueva cuenta en la pelea.

El ataque de los escarlatas fue pauperrimo, su podería de tres cuartos hacia adelante nunca se vio, a pesar de jugar con equipo completo, situación que propició que Pachuca exhibiera todas las carencias defensivas de los mexiquenses.

El problema de la escuadra de Carlos Trucco fue que en 90 minutos no pudo capitalizar una sóla oportunidad de gol de las múltiples que tuvo, a diferencia de Cardozo a quien le bastó sólo una para mover la pizarra.

En situaciones normales el partido quizás hubiera favorecido al Pachuca por 4 o 5 goles a 1 pero la realidad es que el futbol lo gana quien hace los goles y no quien tiene más tiempo el balón o juega más bonito. Toluca demostró una vez más que la suerte siempre está de lado de los grandes.

La derrota dejó al Pachuca fuera de la posibilidad de un boleto para la liguilla. Sus 17 puntos lo tienen en cuarto lugar del Grupo 2 y ya muy lejos de Monterrey y Tigres. Toluca por su parte, despertó en el Grupo 1 y con 24 puntos está más vivo que nunca para defender su título.

Si esto no era suficiente, lo sucedido en el Estadio Azteca también tuvo su sabor. Morelia llegó a una jornada por primera vez en su historia con la etiqueta de líder general y en 60 segundo lo bajaron de su nube.

Un gol de Zague al minuto de juego le permitió al Necaxa y a su técnico Raúl Arias, manejar el partido, sacar todo el oficio y la veteranía de sus jugadores y liquidar a los Monarcas en base a su característico estilo de juego.

Quizás Morelia llegó muy sobrado a la cancha del Estadio Azteca, creyendo que con la sóla playera iban a ganar el partido. Si exste algún equipo en México que no le espanta la historia, las rachas y las situaciones adversas es el Necaxa, que con el 3-0 a favor rompió una racha negativa de siete partidos sin ganar y se metió de lleno en la pelea por la calificación a la liguilla dentro del Grupo 3.

Para la escuadra de Romano, que nunca se pudo reponer de ese gol tempranero, la derrota significó el perder el liderato general y el no poder amarrar la calificación a la liguiila. De todas formas, sus 28 puntos lo tienen en una situación privilegida dentro del Grupo 3 y muy probablemente la siguiente jornada logre su boleto.

A pesar de que ya sólo faltan tres semanas para llegar a la parte más emotiva del campeonato, en estas últimas dos jornadas el nivel de juego en general, ha decaído bastante. Muchos de los partidos se han vuelto muy cerrados, algunos hasta tediosos y quizás mucho tiene que ver la precaución que guardan las escuadras de cara a la recta final del torneo.

Por ejemplo, en Monterrey, Atlas le jugó muy inteligente a los Tigres que se cansaron de fallar oportunidades claras. Con una media cancha sólida, los Rojinegros aguantaron a pié firme el embate felino y sacaron un 0-0 benéfico para ellos. Gran actuación tuvieron por parte de los tapatíos Gerardo Espinoza, Argemiro Veiga y José de Jesús Corona, el nóvel guardameta atlista que con una atajada en los minutos finales del partido le quitó a Kléber el gol de la victoria.

Y eso, si no consideramos que hubo un claro penal de Oscar Dautt sobre Carlos María Morales que pudo marcar la diferencia en el encuentro, además de un cabezazo de Gabriel Caballero que se estrelló en el travesaño.

El empate, que tuvo más sabor de derrota para Tigres dejó a los felinos en segundo lugar del Grupo 2 con 25 puntos. Atlas, cayó al segundo puesto en el Grupo 1 debido al triunfo del América pero con 25 puntos tiene muchas posibilidades de entrar directo a la liguilla.

En Guadalajara lo mismo le pasó a las Chivas que ya acostumbraron a su afición a no ganar en el Estadio Jalisco. Monterrey hizo un juego práctico, se fue primero arriba en el marcador e hizo ver al Rebaño Sagrado como un equipo inoperante y totalmente desdibujado.

Aunque las Chivas obtuvieron el empate vía un penal al inicio del segundo tiempo bien cobrado por Ramón Morales, los Rayados le pusieron un tempano de hielo a las acciones y Chivas ya no tuvo la capacidad para derretirlo. Al igual que Tigres, la igualada supo más a derrota a los afionados que l haber ganado un punto.

Con 28 puntos, Guadalajara conservó su tercer lugar del Grupo 4 y está casi amarrado para jugar por lo menos el repechaje. Para Rayados, el empate les permitió conservar el primer sitio del Grupo 2 con 25 puntos.

La mayoría de los partidos de esta jornada se jugaron a temperaturas muy calientes. En donde la situación está que arde es en el descenso ya que Colibríes y Chiapas están empatados en 110 puntos y la próxima semana jugarán entre si en lo que parece será el partido definitivo.

Curiosamente ambas escuadras jugaron a más de 35 grados, las dos como local y ninguna pudo aprovechar esta condición. En Tuxtla Gutiérrez, el América mostó que sin Cuauhtémoc Blanco también puede ser efectivo y con más oficio y manejo de partido que futbol, ligó su segundo triunfo consecutivo que le permitió recuperar la primera posición dentro del Grupo 1.

Jaguares nunca fue peligro para la bien plantada zaga americanista que tuvo en Adolfo Ríos a un hombre importante que realizó atajadas importantes cuando Chiapas tuvo la capacidad de atacar.

Los chiapanecos se fueron perdiendo en su desesperación por empatar el partido y entre avances cortados, movimientos y pases equivocados, transcurrieron los 90 minutos. América logró su gol por conducto de Christian Patiño y si para ellos el empate era bueno, los tres puntos ni que decirlo y se dedicaron a defenderlos a capa y espada.

Al mismo tiempo pero en Xochitepec, a 40 grados, Colibríes desaprovechó la oportunidad de sacarle más ventaja a Jaguares y apenas pudo empatar con los Potros. A pesar de tener todo a favor, incluso la salida de Sebastián González por lesión, la escuadra morelense no tuvo los argumentos suficientes para inclinar el marcador a su favor, en gran parte por la falta de conjunción de la media cancha con Orozco y Claudinho.

Atlante modificó su planteamiento ofensivo debido al calor y a la lesión de su goleador y con el empate se dedicó a conservar el resultado. La igualada le permitió a los Potros colocarse como sublíderes generales y del Grupo 4 con 29 puntos, mientras que Colibríes se olvidó prácticamente de la liguilla pero sigue más vivo que nunca en la tabla porcentual.

Sus 110 puntos y su mejor diferencia de goles ya los pusieron en el sitio 19 de la tabla de cocientes y por primera vez Chiapas ocupa el sitio 20. Si el torneo terminara hoy, el cuadro chiapaneco descendería a la Primera A.

Y en donde no hubo factores externos ni internos y sólo el mal futbol se apoderó de la grama de Zapopan, Tecos y Gallos brindaron un juego para el olvido y empataron a cero goles.


Con este resultado, Tecos llegó a seis puntos y a 118 en la tabla porcentual. Aunque hay 9 puntos en disputa y los zapopanos tienen diferencia de 8 puntos sobre Colibríes y Chiapas, lo que aconstesca en este partido marcará la salvación para los pupilos de Alberto Guerra, aun así perdieran los últimos tres juegos.

Querétaro por su parte ya está pensando en el siguiente torneo y lo único rescatable que le queda es recibir a las Chivas en la jornada 19, partido que de seguro motivará un lleno a reventar en el Corregidora.

 

 

 

 

 

 
   
 

© 1995 - 2005 Mundosoccer, Inc. Todos los Derechos Reservados
 
Futbol Alemán Futbol México 1era. A Futbol Holandés Futbol Italiano Futbol Inglés Futbol Español Futbol Alemán Futbol Portugués Futbol Mexicano
3.1.2007
 
 
Clausura 2003
 
 
 
 
 
Editorial
Entrevistas
Reportajes
Columnas
Programación TV
¿ Sabías Qué ?
Progol 2006
Copas del Mundo
Héroes     Mundialistas
 
Publicidad | Staff | Entretenimiento | Chat